Así son los nuevos submarinos S-80 del Ejercito Español

TIENDA DE ARTÍCULOS MILITARES

Así son los nuevos submarinos S-80 del Ejercito Español

julio 1, 2019 Blog Militar 0
submarino militar

Actualmente nuestro país dispone de tres submarinos de la clase S-70 ó Galerna pertenecientes a la clase Angosta francesa, los cuales fueron fabricados en la factoría de Cartagena de Bazán .

Estos Submarinos de los años 80, tienen una capacidad operativa relativamente reducida, como consecuencia de ser de propulsión convencional. Por eso el Ejercito apuesta por renovar la flota de submarinos con la nueva serie S-80.


  • Submarino Galerna (S-71)
    Submarino Galerna (S-71)

Los submarinos de la serie 70 llevan mas de 30 años de servicio y es necesaria una renovación completa de la flota para adaptarse a los nuevos tiempos.

En marzo de 2004 se firmó la Orden de Ejecución, entre el Ministerio de Defensa/Armada e IZAR Construcciones Navales S.A., para la construcción de cuatro buques submarinos de la serie S-80.

Los submarinos S-80 llevan varios años de retraso en su fabricación, debido a diferentes problemas con los que se tuvo que enfrentar la empresa contractura Navantia y la Armada Española. Está previsto que el primero sea botado en 2020 entrando en servicio en la Armada Española en 2022.

COMO ES EL NUEVO SUBMARINO S-80

Los S-80 serán los mejores submarinos de propulsión no nuclear que habrá en el mundo. Con un diseño completamente Español.

Incorporara las ultimas innovaciones del sector, como un sistema de propulsión independiente de atmósfera (AIP), incluyendo un sistema se ultima generación para el combate y apoyo a operaciones de las fuerzas espaciales. Gracias a su alto grado de tecnificación tiene una reducción del numero de marineros el cual se establece en 32.

Esta diseñado para realizar labores de apoyo a la Fuerza, por lo que dispondrá de un sistema de comunicaciones en tiempo real 100% seguro.

Características principales del submarino S-80

En cuanto a características generales los datos son los siguientes:


  • Eslora: 80.81 mts.
  • Diámetro casco resistente: 7.30 mts.
  • Manga máxima (timones de popa): 11.68 mts.
  • Desplazamiento en superficie: 2264 tons.
  • Desplazamiento en inmersión: 2493 tons.
  • Calado: 6.21 mts.
  • Nº de tubos lanzadores: 6
  • Capacidad armamento: 18 (con tubos cargados).
  • Cota periscópica: 15.7 mts.
  • Cota máxima operativa: 350 mts.
  • Velocidad máxima en superficie: 12 kns.
  • Velocidad máxima en inmersión: 19 kns.
  • Velocidad mínima para mantenimiento de cota: 2.5 kns.
  • Autonomía: 50 kns.
  • Dotación: 32+8 pax.

¿Que tipo de propulsión utilizara el submarino de la serie S-80?

Utilizara un sistema denominado AIP, el cual consiste principalmente en una celda o pila de combustible, la cual es recargada mediante un proceso inverso a la electrolisis del agua, mezclando hidrógeno y oxigeno con el resultado de generar electricidad y agua. Los S-80 obtendrán el hidrógeno a partir de bioetanol por medio del uso de un reformador.

Para el almacenaje de esta energía eléctrica, el submarino está equipado con 2 grupos de baterías de 180 acumuladores de plomo cada una que, mediante corriente continua, alimentan tanto la propulsión como los sistemas auxiliares. La carga de baterías se puede realizar en puerto con los grupos DAR o con los medios del Arsenal, y en la mar, mediante los DAR o el sistema AIP.

¿Que sistemas de combate utilizará?

Los sistemas de combate que utilizara el S-80 son una mezcla de conocimientos nacionales y americanos. El S-80 es capaz de ejecutar misiones de guerra anti-superficie, anti-submarina, vigilancia marítima , obtención de inteligencia y operaciones especiales.

El submarino estará equipado con seis tubos lanzadores, que se pueden operar tanto a control remoto, como a través de las consolas de combate, o en la propia cámara de torpedos.

Ademas contara con torpedos DM 2A2 el cual son considerados de multipropósito contra objetivos en tierra y mar. Tiene un peso de 255 kg, guiado por fibra óptica, pudiendo ser controlados seis torpedos al mismo tiempo.

Podrá utilizar misiles Tomahawk (crucero de largo alcance subsónico), cuando este aprobado por el pentágono. Por lo que su uso queda limitado a operaciones en coalición con EEUU.

Ventajas y desventajas frente a un submarino nuclear

Los submarinos son unidades que cuentan con una gran capacidad ofensiva, operando de forma encubierta durante largos períodos de tiempo. Estas características les hacen ser especialmente útiles en el control del mar. Su versatilidad y discreción les permite desempeñar cometidos relacionados con la Proyección del Poder Naval como vector para la incursión en la costa de unidades de operaciones especiales. Son también especialmente útiles en el conocimiento del entorno marítimo, mediante la recolección de inteligencia. Los submarinos nucleares son francamente más rápidos que un submarino con propulsión AIP, como el S-80, lo que les hace perfectos para mar abierto donde las distancias son grandes (Atlántico, Pacifico…) pero, las zonas donde España tiene sus intereses estratégicos son zonas litorales y mares como el Mediterráneo. Y es en este entorno donde un submarino como el S-80 es muy difícil de combatir, aventajando al submarino nuclear. La principal ventaja de un submarino es su capacidad para operar encubierto. Con la tecnología actual, un submarino nuclear será más indiscreto que un submarino con tecnología AIP del mismo tamaño. Además, el menor porte de un submarino S-80 hace que sea más maniobrable, y combinando su menor firma acústica y térmica, (un submarino nuclear deja una estela rastreable con cámaras IR cuando navega cercano a la superficie por la refrigeración de su propulsión), lo harán más difícil de detectar en aguas litorales como el Mar Mediterráneo y Oriente Próximo, donde los pasos angostos y aguas poco profundas son más abundantes. Otra ventaja del S-80 es su capacidad para posarse en el fondo y esperar, algo dificultoso para un submarino nuclear. Oculto en el fondo puede pasar desapercibido fácilmente ante una fuerza naval. De acuerdo a lo visto anteriormente, combinándolo con las características que diferencian un submarino nuclear de ataque y un submarino de la clase S-80, y sumado a que, como se ha podido visualizar, los posibles escenarios de actuación de la Armada se encuadran en un escenario litoral, un submarino S-80 será más discreto y maniobrable en zonas costeras y por tanto más apto para operar en esas aguas. Después de todo, se puede afirmar que un submarino S-80 es tan peligroso para un buque de superficie como un submarino nuclear, y pese a tener desventajas ante éstos relacionadas con la velocidad y autonomía, tienen las suficientes como para ser el futuro de la flotilla de submarinos y del arma submarina española

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *